top of page

Activación Asociativa: pros y contras de nuestra manera de pensar.



Doblás la esquina y te das de bruces con una persona hurgando en un tacho de basura, sacando papeles hacia afuera de forma frenética, largando insultos, despotricando y haciendo flor de alboroto! Tu cerebro dispara a la velocidad de un rayo un mecanismo por el cual llega a una definición concluyente de qué es lo que está sucediendo y activa una respuesta. Esquivás la situación tratando de no llamar la atención de este individuo fuera de sí, y seguís tu camino lo más sigilosamente posible, pero al pasar por al lado, te dás cuenta que se trata de un viejo conocido, que te saluda con alegría mientras recupera de la papelera su reloj - “se me cayó cuando fui a tirar el vaso de café!” - Esto me pasó hace poquito -por suerte- ya que me puso en contacto con un compañero de la facultad a quien no veía hace un montón, y me hizo pensar en los mecanismos que utiliza nuestro cerebro para interpretar la realidad, y cómo muchas veces, esos mecanismos, diseñados para ayudarnos, muy frecuentemente pueden caer en errores, e incluso llegar a ser peligrosos. Ese tema, el cómo conectamos lo “exterior” con nuestro “interior”, y el proceso de interfaz que los une, es ridículamente inmenso como para intentar abarcarlo en éste artículo; pero sí hay un punto que creo vale la pena abordar: cómo un pensamiento nos lleva al siguiente y cuán peligroso puede llegar a ser esto si no estamos conscientes del proceso. La Activación Asociativa se refiere a cómo la activación de un concepto o idea en nuestra mente puede llevar a la activación de conceptos o ideas relacionadas. Esto sucede por la manera en la que nuestro cerebro organiza la información a través de redes semánticas. Aquí una breve explicación de lo que son: Las redes semánticas son representaciones mentales de la información organizadas en estructuras interconectadas. Algo así:

Por un lado tenemos conceptos, representados en la red como nodos. Estos pueden ser palabras, ideas, imágenes, etc cualquier tipo de información. Estos nodos están interconectados mediante enlaces que representan asociaciones semánticas entre los conceptos.

  • Estas asociaciones pueden darse por contigüidad en el espacio: Sí veo a dos personas relativamente cerca, frente a la puerta de un edificio, mi cerebro hará una relación entre ellos “deben estar esperando para entrar”, pero la realidad es que tal vez uno de ellos sí, y el otro no… No lo sabemos, sin embargo nuestro cerebro los vió y los unió con un enlace vinculante en un instante, de manera de “entender” la realidad que le rodea y seguir adelante con su infinita tarea de procesar la información y responder de forma acorde.

  • De la misma manera, haremos asociaciones por contigüidad en el tiempo. Recuerdo hace un tiempo cuando un amigo me contaba el caso de un policía que se había comprado una camioneta al poco tiempo de haber estado “envuelto” en un caso donde se encontró una suma considerable de dinero robado. - Aquí está bueno hacer una pausa y sumar a este mix la importancia superlativa del rol que juegan nuestros sesgos cognitivos, los cuales pueden tendenciar o tintar nuestra percepción.  Acá dejo un wiki link al respecto

  • Así mismo, la asociación semántica se puede dar por semejanza. Nuestro cerebro suele poner dentro de una misma “bolsa” todo aquello (información, conceptos, objetos, personas, lo que sea) que se parezca de una u otra forma.

  • También, otro tipo de conector entre nodos se da por causalidad: Supongamos que una persona, intentando reparar un electrodoméstico por sí misma termina dañando el aparato aún más. Ahora, su cerebro ha creado un nuevo tipo de asociación entre los dos términos, que la condiciona a futuro: reparar electrodomésticos por sí misma = mala idea.

Pero todo esto no queda ahí. Se puede dar Activación Asociativa por influencia externa, como es el caso del fascinante (pero peligroso) “Priming”, el cual veremos más adelante. ¡Sin las redes semánticas estaríamos perdidos! Este modus operandi llevado a cabo por nuestros cerebros conlleva grandes beneficios que hacen nuestra vida literalmente posible tal y como la conocemos. El mismo dota a nuestros cerebros de una rapidez y efectividad de pensamiento poderosísima, además de hacer posible una memoria ágil, que ahorra energía, con procesamientos paralelos, que ahorra tiempo, con una creatividad inimaginable, así como aprender conceptos de forma holística y la capacidad de resolver de problemas muy intrincados al ser posible la unión de conceptos muy distantes pero conectados de alguna fama en la red. Aquí, sin embargo, empieza la parte polémica Las redes semánticas influyen en la forma en que entendemos, recordamos y recuperamos información, algo que en estos tiempos de algoritmos e inteligencia artificial juega un papel muy importante, ni que hablar del bombardeo constante al que nos vemos expuestos en redes sociales, y demás medios. Hoy, más que nunca, las ciencias del comportamiento cobran una relevancia realmente sin precedentes. Entender cómo pensamos y procesamos la realidad nos ayuda a crear intervenciones en el comportamiento de la gente capaces de promover cambios positivos, ayudando a la adopción de hábitos saludables así como la disminución o anulación de hábitos perjudiciales. El diseño comportamental es muy poderoso, y será de gran beneficio en las manos adecuadas. Pero, la realidad es que estamos rodeados de ejemplos de manipulación de pensamientos cuyos fines no son los más honorables. Los ejemplos más fáciles de ver se encuentran en el terreno del marketing, la publicidad y la política. Dónde las formas de pensar a nivel masivo pueden llegar a ser tendenciosas de manera estratégica e imperceptibles para el alcance de fines que no siempre tienen el beneficio colectivo en su centro. Ahora sí, hablemos del “Priming” Una forma de Activación Asociativa que no deja de maravillarme (y al mismo tiempo preocuparme) es el efecto conocido como Priming, controversial además por lo difícil que ha resultado en la academia demostrarlo de forma fehaciente en los últimos años. Este concepto se refiere a la capacidad del cerebro a completar el “espacio vacío” de un patrón mental, de diferentes formas, dependiendo de cómo haya sido influenciado previamente. Aquí Daniel Kahneman utiliza un ejemplo muy claro, en su libro Pensar rápido, Pensar Despacio: "...si un individuo recientemente leyó o escuchó la palabra “comer”, estará más predispuesto a completar el patrón “ja_ón” como “jamón” que como “jabón”. Mientras que lo contrario podría suceder si hubiéramos sido expuestos a la palabra “lavar”..." Lo que nos muestra este tipo de Activación Asociativa es lo fácil (y por ende también peligroso) que puede llegar a ser la exposición a cualquier tipo de información, sin ser conscientes de cómo las vamos a procesar y del posible efecto que han de tener en nosotros. Debemos ser conscientes de cómo pensamos lo que pensamos. A nuestro proceso de Activación Asociativa, debemos sumarle cómo nuestros sesgos cognitivos podrían llevarnos a prestar más atención a la información de ciertos emisores, y renegar a las exposiciones de otros con asociaciones cognitivas opuestas, o que nos resulten de algún modo lejanas, chocantes, o que simplemente nos saquen de nuestra zona de confort. Sin darnos cuenta, caemos en patrones de inercia de pensamiento, en los que sesgamos nuestra realidad y aceptamos solo la información y “verdades” que están en armonía con nuestras redes semánticas pre existentes, imposibilitando de esta forma nuestra apertura a los demás y dificultando el acercamiento a quienes simplemente piensan diferente.

Ok, ¿Qué se puede hacer al respecto? La verdad es que poco se puede hacer para lograr evitarlo, sin embargo hay varias prácticas que podemos ir incorporando a nuestro día a día, que nos ayudarán a estar más conscientes de su existencia para minimizar su impacto: 1 - Desarrollar pensamiento crítico:

Si bien esto parece sentido común, muchas veces no nos damos cuenta de nuestro automatismo, y lo bajo que ponemos las “barreras” a la hora de aceptar información y tomarlas como verdades. Cuestionar lo que nos llega es sano. 

2- Verificación de fuentes:

A colación de lo anterior, acostumbrate a verificar la autenticidad de las fuentes de información antes de aceptar o dar por cerrado un tema.  Las campañas de desinformación a menudo utilizan técnicas de priming para manipular la percepción.

3 - Concientización sobre sesgos cognitivos:

Familiarizarse con nuestros sesgos cognitivos, tenerlos presente es de gran ayuda. No solo chequeamos lo que nos llega de afuera, sino también lo que nos llega de adentro, nuestras propias respuestas automáticas.

4 - Diversificar fuentes de información:

Si bien no es sencillo, consumir información de diversas fuentes, por más que no sean de tu total agrado, puede ayudar a contrarrestar el impacto de priming al ofrecer perspectivas diferentes, ayudando a un conocimiento más holístico sobre un tema o evento.

5 - Autoevaluación reflexiva:

Está bueno preguntarse a uno mismo, “¿Por qué creo lo que creo?”. Simplemente eso va a ser un disparador interesante para otras reflexiones.

6 -Salir de mi punto de vista

Trata de entender y ponerse en el lugar de los demás de forma empática puede ayudar a evitar activaciones asociativas negativas basadas en semejanza superficial. ___

Conclusión

Si bien el Priming, puede ser muy beneficioso -por ejemplo, hay estudios que demuestran que cuando las personas son expuestas a imágenes o historias de actos generosos, están más inclinadas a realizar actos altruistas y caritativos- es de vital importancia estar atentos a cualquier tipo de intento de Activación Asociativa tendencia o malintencionada. No es fácil, pero debemos hacer un esfuerzo para estar más presentes y menos automáticos, a la hora de elegir una prenda, hacer una compra impulsiva, votar a un candidato político o al juzgar a alguien que acabamos de conocer.

___

Si te interesa saber más sobre estos temas y cómo aplicar el Diseño Comportamental para el beneficio de tus usuarios, no dudes en seguirnos en redes y seguir nuestro blog. ¿Estás necesitando ayuda con tu proyecto? - Charlemos al respecto! Que tengas una genial jornada! 👋 -Marce.

5 visualizaciones0 comentarios
bottom of page